Bienvenidos a mi mundo de letras, espero disfrutéis de los escritos de mis colaboradores y de mis poemas, gracias por vuestra visita...

sábado, 2 de marzo de 2013

Renacer





 Sus ojos miraban a través de los cristales a un vacío casi perpetuo en el silencio más absoluto, pensó; que corta es la vida cuando eres feliz y que larga cuando el sufrir se apodera de tu vida. La espera también traiciona a unos brazos que ya tardan en llegar, y en la agonía de lo absurdo del momento, unas tímidas lágrimas hacen su aparición que quita con desesperación de la faz de su cara. No se queja de nada tan sólo de la injusticia más vil que el ser humano atroz haya cometido jamás.
El tiempo pasó volando aunque en ella se paro un poco más de lo esperado, y por fin vislumbro desde su inocente mirada un ser maravilloso, lleno de luz y esperanza. -¿dónde estoy?  Pregunto  ¿y por qué estoy aquí? Alguien acabó con tu vida sin más, no por nada en especial sino has sido una víctima casual . Ella palideció, y sacando fuerzas de la nada dijo a la desesperada; no puedo morir ahora tengo un hijo de 2 años que sacar adelante, no quiero dejarlo sólo a su suerte, pues no tiene a nadie más que a mí . Algo pensativo se quedó aquel ser divino y después de repente se marchó, despareció a lo lejos dejando un punto, nada más.
En su confusión escuchó unas voces que la sacaron del letargo obligado del momento,
-casi se nos va ha perdido mucha sangre-, pero ha tenido suerte la bala no ha tocado ningún órgano vital, es una mujer afortunada. Ha vuelto a nacer, ha luchado con la muerte y a ganado la partida. En ese instante un haz de luz cruzó por su mirada, ella agradecida tan sólo pudo sonreír.


 






© 2013 Rosana Martí
(Todos los derechos reservados)



Entradas populares