Bienvenidos a mi mundo de letras, espero disfrutéis de los escritos de mis colaboradores y de mis poemas, gracias por vuestra visita...

miércoles, 15 de septiembre de 2010

Cobardía por Mario Beer-Sheva





Cuando mi pulso deje de temblar, y mi mente se abra a la realidad, yo podré escribir poemas de amor y de alegres finales. Como escribir ahora, con el temblor de mis manos, y mi mente que se niega a afrontar la realidad, como un cobarde ante lo real.

Hay que ser muy valiente, cada día y cada noche, de la vida. Yo no tengo valor, ni de día ni de noche, prefiero ser un cobarde en el paño de éste mundo. Pasar desapercibido, en lo que resta de mi vida, espero que de esta manera pueda disfrutar de mis días.

¡Que mis palabras no te asombre, amigo! He sido muy castigado, en el hacer cotidiano, no recuerdo en que momento, noté que nadie me quería, ni siquiera mis padres, que yo no existían. Me quedé sin amigos, porque ella no los quería, y cuando una noche de luna, se olvidó que era mía, y me dejó por algún otro, que según ella la quería...

Fue en ese momento, que noté que mis manos temblaban, y que mi mente, echó cerrojo y candado, para aislarse de este mundo.

¡Así es, amigo, hay que ser muy valiente para vivir esta vida!
Yo prefiero, el miedo, el temor, el espanto. ¡Hasta la misma cobardía!¡Pero nunca más me pida, que haga un poema en esta vida!.


Mario Beer-Sheva

Entradas populares