Bienvenidos a mi mundo de letras, espero disfrutéis de los escritos de mis colaboradores y de mis poemas, gracias por vuestra visita...

jueves, 9 de septiembre de 2010

Poemas Claribel Alegría







Nació el 12 de mayo del 1924 en Estelí-Nicaragüa, pero creció en la ciudad de Santa Ana en el Salvador. En esta ciudad estudió la elementaría y secundaría. En 1943 Alegría se mudó a EE.UU. a estudiar en la Universidad George Washington. En 1948 se graduó con el diploma de licenciatura en filosofía y letras. Entre los años 1944 y 1947 tuvo como mentor a Juan Ramón Jiménez. Como escritora y poeta goza de fama internacional. Su obra ha sido traducida parcialmente a 14 idiomas y ha recibido varios premios internacionales, como el Casa de las Américas de Cuba en el año 1978 por su libro “Sobrevivo”. Su obra (poesía, novela y cuento) sigue las líneas de su época, busca la denuncia social y reivindica los derechos humanos con un lenguaje a veces antiliterario. Entre sus obras hay varias novelas históricas como “Somoza expediente cerrado” 1993 que habla de la vida del dictador nicaragüense Anastasio Somoza. Este libro y otros fueron escritos en colaboración con su esposo Flakoll.





POEMAS






PEQUEÑA MUERTE



Fue una pequeña muerte

tu partida.

Una muerte pequeña que me crece

cuando imagino

a veces que estás cerca

y me obstino en dar vueltas

por las calles

y regreso a mi casa

con la lluvia cayendo

y me asalta tu voz

en la noche sin horas.





Has entrado al otoño

me dijiste

y me sentí temblar

hoja encendida

que se aferra a su tallo

que se obstina

que es párpado amarillo

y luz de vela

danza de vida

y muerte

claridad suspendida

en el eterno instante

del presente.



DIA DE LLUVIA



Nunca más esta lluvia

ni esa mancha de luz

en el peñasco

ni el borde

de esa nube

ni tu inmóvil sonrisa

fugitiva.

Nunca más este instante

que ya me dice adiós

desde tus ojos.




DAME TU MANO



Dame tu mano

amor

no dejes que me hunda

en la tristeza

Ya mi cuerpo aprendió

el dolor de tu ausencia

y a pesar de los golpes

quiere seguir viviendo.

No te alejes amor

encuéntrame en el sueño

defiende tu memoria

mi memoria de ti

que no quiero extraviar.

Somos la voz

y el eco

el espejo

y el rostro

dame tu mano

espera

debo ajustar mi cuerpo

hasta alcanzarte.




EL MURO DE LAS SONRISAS



Cuando el amor se aja

se marchitase te vuelve amarillo

no hay remedio

sólo te queda

la sonrisa.

Cuando te sientes sola

entre sus brazos

y tu piel es frontera

y no te brota el llanto

sólo te queda

la sonrisa.

Cuando te sientes sola

entre sus brazos

y tu piel es frontera

y no te brota el llanto

sólo te queda

la sonrisa.

Cuando el canto se oxida

y el paisaje

y todo lo vivido

es un espectro

tu único refugio

es la sonrisa:

ese muro cerrado

impenetrable

sin ayeres

sin hoy

y sin mañanas

donde todos los sueños

se hacen trizas.




LA MARIPOSA


Ya la ceiba no existe

derrumbaron mi ceiba

se hicieron añicos los espejos

eché a secar mi Río

y se escondió la luna.

Estoy vacía de deseos

mi espada

en su estuche de satén.

¿Por qué ahora

por qué

busca seducirme

la poesía?

Entró por la ventana

y se posó en mi mano

la miré con nostalgia

se entreabrieron mis labios

y con un leve soplo la alejé.




QUE LASTIMA



Qué lástima que duermas

y se interrumpa el diálogo

y no sientas mi beso

en tus ojos cerrados.

Qué lástima tu infancia

así truncada,

ese tiempo sin tiempo

a medio abrir

por el que ya empezaba

a vislumbrarte.

Mañana todo habrá cambiado:

otra vez hablándonos

de lejos

desde nuestras esquivas

soledades.

Qué lástima

los signos de mi amor,

mis apretados círculos

de miedo

que no sé si entendiste.



QUIERO ENTRAR A LA MUERTE…



Quiero entrar a la muerte

con los ojos abiertos

abiertos los oídos

sin máscaras

sin miedo

sabiendo y no sabiendo

enfrentarme serena

a otras voces

a otros aires

a otros cauces

olvidar mis recuerdos

desprenderme

nacer de nuevo

intacta.



SAUDADE



Quisiera creer

que te veré otra vez

que nuestro amor

florecerá de nuevo

quizá seas un átomo de luz

quizá apenas existan tus cenizas

quizá vuelvas

y yo seré cenizas

un átomo de luz

o estaré lejana.

No volverá a repetirse

nuestro amor.




Entradas populares